Un trauma es una especie de lesión. Accidentes en auto, lesiones en el trabajo y caídas son ejemplos comunes de traumas accidentales. Un disparo, o una cuchillada son traumas intencionales.

 

El glutation, una proteccion antioxidante y potenciador del sistema inmune juega un rol importante en estas condiciones. Altos o bajos niveles de glutation tienen un efecto significativo en la suceptibilidad, tolerancia y el grado de la herida, asi como en el tiempo de recuperacion.

Trauma fisico.

Hasta este siglo, las lesiones de este tipo fueron la mayor causa de muerte en los seres humanos. En la actualidad ha caido a un 3er o 4o lugar en varios paises, debajo de la diabetes, el cancer y problemas cardiovasculares.

Cualquier problema de salud hace bajar los niveles de glutation. En un reciente articulo de la revista “Critical Care Medicine”, se mostro que los pacientes en cuidado intensivo sufren de una baja de aproximadamente el 40% de glutation comparados con personas sanas. Se encontro que mientras mas grave era la lesion mas alto el nivel de estres oxidativo y baja de defensas de glutation. Incluso un equipo irlandes sugirio que una baja en los niveles de glutation podria indicar el daño de algun organo.

En la escuela de medicina de Hardvard se demostro con animales de laboratorio que con niveles mas bajos de glutation se es mas propenso a la muerte y complicaciones como un shock hemorragico. Estos resultados han demostrado que en cualquier trauma debe apoyarse el tratamiento del paciente con precursores de glutation, esto bajara las posibilidades de fallo de algun organo o un entrar en shock.

El rol del glutation en la salud del cerebro y las celulas neuronales ha sido un tema de mucha investigacion. Las lesiones en la cabeza comunmente dañan la barrera entre cerebro y sangre, y problemas circulatorios pueden llevar a generar fluido en el cerebro. El glutation contraresta el daño ocasionado por los oxiradicales y en casos de lesiones de cabeza resulta sumamente importante apoyar a los pacientes con precursores de glutation.

En la escuela de medicina de la Universidad de Virgina se evaluo a pacientes con traumas en el cerebro apoyando su tratamiento con precursores de glutation, esto mostro ser efectivo en prevenir algunas de las consecuencias circulatorias oxidativas. En la Universidad de Ohio se tuvieron similares resultados en lesiones de la medula espinal. Elevar los niveles de glutation en estas lesiones elevan las posibilidades de supervivencia de celulas neuronales en cerebro y medula espinal despues de un trauma fisico.

En la Universidad de California fueron capaces de decrementar las consecuencias patologicas de lesiones en el nervio ciatico usando precursores de glutation. Los pacientes que fueron tratados desde el inicio tuvieron mejores resultados.

La cirugia es un procedimiento intrusivo que rompe el equilibrio del cuerpo del paciente. Siempre lleva a una seria de ajustes fisiologicos, y aunque desde el punto de vista del cirujano esta todo controlado, desde le punto de vista del cuerpo es un trauma. Asi como en un accidente, la recuperacion de un paciente depende de sus defensas antioxidantes, su sistema inmune y su estado fisico.

Una cirugia libera billones de radicales libres al organismo. Como el principal antioxidante del organismo, el glutation es utilizado para reducir el daño. Mientras mas grande sea la cirugia mayor sera la perdida de glutation. Articulos en la revista “American Journal of Physiology” describe una caida de un 40% en los niveles de glutation despues de una cirugia de abdomen.

Nuevos procedimientos quirurgicos como la laparoscopia, han demostrado ser menos agresivos con el cuerpo y estudios demuestran que bajan menos los niveles de glutation despues de una cirugia laparoscopica.

El glutation no solo protege contra el estres oxidativo, sino ademas dispara la respuesta inmunologica, controla y equilibra la respuesta inflamatoria y ayuda a sintetizar proteinas involucradas en el proceso de recuperacion. Los cirujanos plasticos de la Universidad de Michigan mostraron que los niveles bajos de glutation llevan a una recuperacion mas lenta y una pobre reparacion de tejidos. Bioquimicos en el Instituto Max Plank en Alemania mostraron que mientras sanamos, las heridas en la piel elevan su produccion de glutation para poder pelear con la formacion de radicales libres. Asi como el proceso de sanacion avanza los niveles de glutation bajan. Farmacologos del Instituto de investigaciones de farmacos en India demostraron una caida del 60 al 70% en los niveles de glutation en la piel despues de varios dias de recuperacion. En un articulo de la revista “Journal of Surgical Research” mostraron como utilizando precursores de glutation se acorta el tiempo de recuperacion y disminuye el daño a los tejidos.

Una importante consideracion en cualquier cirugia es la interrupcion del flujo sanguineo a los tejidos. Cuando el flujo sanguineo es reestablecido hay una corriente de radicales libres en la region afectada que puede afectar la superviviencia de los tejidos. Investigadores australianos demostraron que utilizando precursores de glutation se decrementa el impacto de este procedimiento.